Viajes

Los impresionantes tepuyes de Venezuela

tepui-venezuela-46

Un tepuy es un tipo de montaña muy especial y especialmente abundante en las selvas del interior de Venezuela: laderas prácticamente verticales y con la cima aplanada, sobre la que crece una exuberante vegetación. Rodeados de brumas y envueltos en misterio, no es de extrañar que los antiguos habitantes de estas regiones aseguraran que en las inaccesibles cumbres de los tepuyes se encontraba la morada de los dioses. 

Arthur Conan Doyle se inspiró en los tepuis o tepuyes para escribir su conocida obra “El Mundo Perdido”, en la que los protagonistas se enfrentan a dinosaurios y otras criaturas increíbles que habían permanecido ocultas al resto del mundo durante millones de años.

tepui-venezuela-62

Algo de razón tenía el escritor escocés: cada tepuy forma una entidad aislada que puede albergar numerosas especies vegetales y animales endémicas. Cada tepuy es, visto así, un mundo distinto que se levanta a alturas inalcanzables de a veces 1.000 metros por encima de la selva, con poderosas murallas de roca que los convierten en fortalezas inexpugnables. 

La elevada altitud de los tepuyes hace que posean unas condiciones climáticas diferentes a las de la selva baja. Sus cumbres suelen ser más frías y lluviosas, mientras que en sus bases se disfruta de un clima tropical, cálido y húmedo.

tepui-venezuela-92

Se calcula que hay unos 115 tepuyes repartidos por toda esta región. Uno de los más altos e impresionantes es el Monte Roraima, ubicado en la triple frontera entre Venezuela, Brasil y Guyana. Fue explorado por primera vez en 1884. Hoy en día, su cumbre es un destino muy popular para los mochileros de todo el mundo y el hogar de pequeñas cascadas y piscinas de cuarzo forradas naturales.

Otro famoso tepuy es Auyantepui, donde se encuentra el famoso Salto del Ángel, la cascada más alta del mundo. Auyantepui es también el que cuenta con una superficie más amplia en su cumbre, nada menos que 700 kilómetros cuadrados.

Fotos vía: adventurevenezuela.com

Escrito por Daniel Terrasa el 16 mayo, 2013 | 3 comentarios
Etiquetas: , , , , , Viajes

Sarisariñama, la selva de los agujeros verdes | 21 de enero de 2014 | 1:44 pm

[…] territorio por descubrir. Y si allí el terreno se eleva formando curiosas montañas aplanadas (ver Los impresionantes tepuyes de Venezuela) también se hunde dando lugar a profundas simas: los agujeros verdes de Sarisariñama que salpican […]

barbara | 21 de enero de 2014 | 11:39 pm

es bueno

barbara | 21 de enero de 2014 | 11:51 pm

es bueno pero lento y me saque un promedio de 40 y el maximo era 70 :(

Déjanos tu comentario