Curiosidades, Reportajes

Los cabezudos de Zaragoza

Las comparsas de gigantes y cabezudos llevan desarrollándose en Zaragoza desde el siglo XVI. Se cree que fue el rey Alfonso V quien trajo la tradición en el siglo XV desde otras zonas de la Corona en Italia, tal vez desde Sicilia o Nápoles.

Actualmente las marchas cuentan con doce gigantes y nueve cabezudos que entretienen a grandes y pequeños, al son de los tambores y las gaitas.

La principal atracción y, sobretodo, la más emocionante para niños y adolescentes son los cabezudos. Mientras que los gigantes se limitan a pasear entre la gente, los cabezudos se encargan de perseguir y azotar con sus látigos a aquellos que pillen por el camino.

El funcionamiento es sencillo, y a la vez curioso. Durante los primeros minutos se dedican a saludar, dar la mano y sacarse fotos con los más pequeños; para instantes después salir a la caza de aquellos que se atrevan a ponerse frente a ellos.

Los látigos resuenan, produciéndose una gran algarabía y aplausos cada vez que aciertan en algún trasero rezagado.

A los pocos minutos de carreras en todas las direcciones paran para descansar, hidratarse y proceder de nuevo a atender a los más pequeños. Aprovechando así para esperar el lento ritmo de los gigantes.

Tras un breve parón comienzan de nuevo las persecuciones. Ambas fases se van alternando hasta el final del recorrido.

Las figuras de los cabezudos son siempre las mismas, si bien han ido cambiando con el tiempo. Actualmente forman la comparsa el Tuerto, el Forano, la Forana, el Morico, el Torero, el Berrugón, el Robaculeros, el Boticario y la Pilara.

Los jóvenes tienden a cantarles las canciones típicas a cada uno para enrabietarlos y conseguir que vayan a por ellos.

La Pilara cuando camina,
mueve las plumas,
como una gallina

El Robaculeros
no sabe correr
y por eso da
tantos traspiés

El Torero como es tan chulo,
salta la tapia
y se rompe el culo

Que no se diga,
que no se note,
que la Forana
lleva bigote

Al moro le gusta el vino,
Al moro le gusta el pan,
al moro le gusta todo
menos ir a trabajar

Una magnífica opción para pasar la tarde con los más pequeños de la casa si nos encontramos en Zaragoza durante las fiestas del Pilar o de alguno de sus barrios, ya que en casi todas estas ocasiones saldrán los gigantes y cabezudos.

Escrito por Pablo Mandado el 25 octubre, 2011 | 1 comentario
Etiquetas: , , , , , Curiosidades, Reportajes

Canalviajes (@Canalviajes) (@Canalviajes) | 26 de octubre de 2011 | 7:37 am

Los cabezudos de Zaragoza http://t.co/lXLiawH5

Déjanos tu comentario