Curiosidades, Viajes

Las Islas Diomede, la frontera del calendario

diomede-island-map2[3]

Las islas Diomede (llamadas Gvozdev en ruso) son un par de islas rocosas situadas en medio del estrecho de Bering, entre Alaska y Siberia oriental. Solo estan separadas por un brazo de mar de 3,8 km de distancia, por lo que forman un solo archipiélago. Sin embargo, una frontera invisible las divide: la frontera que separa a Rusia de Estados Unidos y la línea internacional de cambio de fecha.

Se puede decir que a pesar de la escasa distancia que las separa, ambas islas viven en mundos diferentes. En una se habal ruso, en la otra inglés; en una es ayer, y en la otra ya es hoy. De hecho los apodos de ambas islas son “isla ayer” e “isla mañana”. Una verdadera locura.

diomede-islandsl-6[6]

Y sin embargo vistas de cerca las dos islas Diomede son prácticamente iguales: remotas, frías, rodeadas siempre de una, muy llanas, batidas por el viento ártico y prácticamente desprovistas de vegetación. Ciertamente no es un destino my demandado por los turistas.

Pero he aquí el milagro: en invierno el mar suele congelarse, y los habitantes de las islas pueden romper esa barrera invisible cruzando a pie sobre el hielo, viajando de Rusia a Estados Unidos, de una fecha a otra del calendario, sin mayor esfuerzo. Bueno, podrían hacerlo pero no sería una buena idea: cruzar el estrecho de Bering no está permitido, al menos hasta que se ponga el marcha el proyecto del Transbering, del que hablamos en un reciente post.

diomede-islandsl-1[2]

¿Pero donde empezó esta triste historia de separación? En el contrato de compra de Alaska a los rusos en 1867, se incluía la isla pequeña, más occidental, que pasaba a ser así propiedad de Estados Unidos; la otra isla, algo más grande, se quedó en el lado ruso y poco después pasó a convertirse en una base militar que sería una importante amenaza para los americanos durante toda la Guerra Fría: cualquier isleño o pescador que se atravesara esa frontera incierta era hecho prisionero sin excepción por los soviéticos.

Lo curioso es que en Little Diomede nunca hubo espías de la CIA ni militares, solo una pequeña comunidad de esquimales que vivían de la recolección de peces y cangrejos, así como de la caza de ballenas beluga, morsas, focas y osos polares. Todavía hay una importante comunidad habitando este rincón apartado del mundo.

Fotos vía: alaskaweb.org

Escrito por Daniel Terrasa el 1 marzo, 2014 | 1 comentario
Etiquetas: , , , , , , Curiosidades, Viajes

jose Rodriguez | 7 de enero de 2015 | 1:32 am

por que Russia si es Rico,,,,no hay una calidad de vidad como la hay en la union europea y ee,uu,,,,,,y ,tanbien china si tan rica polque ay tanto chino juyendole a esa tar Riquesa,,,y comen,perro,,,,,es una Riquesa de Armamento militar de de vida…un tanke de guerra duea 100 años.distadore del Dialo

Déjanos tu comentario