Viajes

Las 10 catedrales góticas más bellas de España

En España se encuentran algunos de los templos góticos más impresionantes del mundo. En casi todas las ciudades del país encontramos imponentes estructuras donde se mezclan arcos apuntados y arcos arbotantes, gárgolas y agujas, vidrieras y rosetones… Deja que tus sentidos se explayen visitando las 10 catedrales góticas más bellas de España.

1. Burgos

El gran emblema y orgullo de esta noble ciudad castellana es su catedral, Santa María de Burgos, un templo católico dedicado a la Virgen cuya construcción se inició en el año 1221 siguiendo patrones góticos franceses, los que imperaban en la época.

Las magníficas agujas que adornan la fachada principal son añadidos posteriores, al igual que la Capilla del Condestable y el cimborrio del crucero, que pertenecen ya al llamado “gótico tardío”. Todo el conjunto es una verdadera maravilla, una joya única e inconfundible.

2. Sevilla

En la capital andaluza se levanta la catedral gótica cristiana con mayor superficie del mundo, declarada junto al Real Alcázar y el Archivo de Indias, Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1987.

La Catedral de Santa María (ése es su nombre oficial) empezó a construirse a principios del siglo XV sobre el solar abandonado donde anteriormente se alzó la antigua Mezquita Aljama de Sevilla. Los pocos vestigios musulmanes fueron aprovechados, como el patio de los Naranjos o el alminar, que fue transformado en lo que es hoy la Giralda. Estas peculiaridades son las que hacen de la catedral sevillana un edificio tan singular.

3. León

Una de las más imponentes obras del gótico europeo. Iniciada en el siglo XII, está considerada el mejor ejemplo en la península del estilo gótico francés. Conocida con el sobrenombre de La Pulchra Leonina (en latín, “la hermosa de León”) es tan bella por fuera como por dentro, muy querida por los leoneses y admirada por todos los visitantes.

Precisamente es en su interior es donde hallamos su colección única de vidrieras, más de 700 maravillas repartidas a lo largo de una superficie de 1765 metros cuadrados. Un elogio de la luz y del color.

4. Palma de Mallorca

La Seu, como la llaman los mallorquines, representa lo mejor y más llamativo del estilo gótico levantino. Su figura imponente domina el paseo marítimo de la ciudad, justo por encima de la muralla renacentista de Palma. La postal típica de la capital de Mallorca.

Su construcción se inició en 1229 a raíz de la conquista cristiana de la isla. Al igual que sucediera en Sevilla, el rey Jaime I de Aragón ordenó aquí derribar la antigua gran mezquita de Medina Mayurca para construir un gran templo dedicado a Santa María. Cumplía de este modo, o eso al menos cuentan las crónicas, la promesa que el monarca realizó a la Virgen cuando le imploró llevarle a tierra cuando su flota se vio atrapada en una terrible tormenta.

5. Toledo

Hay muchas discusiones pero para muchos entendidos en la catedral de Santa María de Toledo es la opera magna del estilo gótico en España. Este edificio compite en monumentalidad con el Alcázar y los otros edificios notables de la capital castellano-manchega.

Su construcción comenzó en 1226 bajo el reinado de Fernando III el Santo y las últimas aportaciones góticas se dieron en el siglo XV cuando en 1493 se cerraron las bóvedas de los pies de la nave central, en tiempos de los Reyes Católicos. A ellos debemso la existencia de esta maravilla a orillas del Tajo.

6. Cuenca

Todo el mundo lo dice: la primera impresión que sentimos al ver la fachada esta catedral es que estamos ante una versión ibérica de la famosa Catedral de Notre Dame de París. Pero no estamos en Francia, sino en Cuenca.

El parecido tiene una razón de ser: la catedral conquense responde a un planteamiento muy inicial de la arquitectura gótica, estrechamente relacionado con el arte anglonormando y franconormando del siglo XII francés. En cualquiera de los casos, un edificio soberbio y hermoso que domina el casco antiguo de la ciudad.

7. Gerona

No podía haberse construido en un lugar más impresionante: en lo alto de la colina que domina la ciudad, al final de una larga y empinada escalinata. Así es la Catedral de Gerona, consagrada a Santa María y, junto a la catedral de Barcelona, máximo exponente de la arquitectura gótica catalana

El templo posee la nave gótica más ancha del mundo, con una anchura total de 22,98 metros. Su construcción se inició en el siglo XI en estilo románico, siguiendo en el XIII con el gótico.

8. Palencia

La Santa Iglesia Catedral Basílica de San Antolín se trata de un edificio de estilo predominantemente gótico, aunque si se observa bien podemos descubrir en ella elementos anteriores, de época visigoda y románica, así como elementos decorativos de diferentes periodos: renacentista, barroco y neoclásico.

Construida en el siglo XIV, sus casi 130 metros de longitud la convierten en una de las mayores catedrales de España en cuanto a dimensiones. Sin duda, el edificio más destacado de la ciudad castellana.

9. Barcelona

La Catedral de la Santa Cruz y Santa Eulalia de Barcelona se levanta, cómo no, en el corazón del Barrio Gótico de la ciudad condal. Y ni siquiera la Sagrada Familia ha conseguido robarle protagonismo a esta maravilla.

El templo se construyó entre los siglos XIII y XV sobre la antigua catedral románica. Bajo sus cimientos están los restos de una iglesia de la época visigoda y de una basílica paleocristiana, Curisoamente fue acabada de construir  en el siglo XIX. El edificio es Bien de Interés Cultural y, desde el 2 de noviembre de 1929, Monumento Histórico-Artístico Nacional.

10. Segovia

La llaman La Dama de las Catedrales, por su elegancia inimitable y sus grandes dimensiones.

La Santa Iglesia Catedral de Nuestra Señora de la Asunción y de San Frutos de Segovia es una catedral construida entre los siglos XVI y XVIII, una época tardía. En realidad es casi  un anacronismo arquitectónico. Por eso cuenta con algunos rasgos renacentistas en su estructura y su ornamentación.

Escrito por Daniel Terrasa el 24 enero, 2015 | ningún comentario
Etiquetas: , , , , Viajes

Déjanos tu comentario