Viajes

Hukou, las cataratas amarillas de China

Las Cataratas Hukou no son precisamente las más famosas de Asia, pero sí se cuentan entre las más curiosas. Su aspecto cambia mucho dependiendo de la época del año en que las visitemos: cuando el caudal del Río Amarillo crece, la cascada alcanza una anchura de 50 metros de aguas amarillentas que se precipitan con un sonido atronador.

Cuando esto sucede, cada primavera después del deshielo, las Hukou pasan a ser las segundas cataratas más grandes de China. Pero lo que más llama la atención es el color de sus aguas, que va desde el ocre al amarillo debido a la presencia de limos, barro y otros minerales arrastrados por la fuerza de su caudal.

Es en ese momento del año cuando miles de turistas acuden a ver estas cataratas en su máximo esplendor, justo en el lugar donde el poderoso río Amarillo, que baja hinchado desde la montaña, se exprime a través de un estrecho cañon de altos muros: el Gran Cañón de Jinxia.

Este prvilegiado punto de observación se halla en el límite de la frontera que separa las provincias de Shanxi y Shaanxi. Aquí, el lecho del río se estrecha bruscamente pasando casi de forma repentina de una ancura de 300 metros a menos de 50 metros, haciendo que el cauce de agua multiplique su velocidad.

Las aguas rugientes y furiosas salen a presión por una abertura que aparece entre acantilados, dando lugar a la famosa caída de agua de unos 20 metros de altura y elevando el vapor a las nubes. De ahí viene el nombre de estas cataratas: Hukou, la “boca del recipiente”, que a los chinso les evoca la imagen de una tetera vertiendo su líquido humeante en una gran taza.

Fotos vía: Keystone USA / ZUMA

Escrito por Daniel Terrasa el 8 diciembre, 2015 | ningún comentario
Etiquetas: , , , , , Viajes

Déjanos tu comentario