Viajes

Halloween a la mexicana: el Día de los Muertos

frases-dia-de-muertos

La moda anglosajona de Halloween ha conquistado el mundo y amenaza con desplazar a las viejas tradición católicas de Todos los Santos de nuestro país. En cambio, en México sigue bien arraigada y más vigente que nunca la celebración del Día de los Muertos, que mezcla elementos religiosos y paganos con un resultado simplemente fascinante.

Los orígenes de esta festividad son anteriores a la llegada de los conquistadores españoles. Se cree que podría tener una antigüedad de cerca de 3.000 años. En la era prehispánica era común la práctica de conservar los cráneos como trofeos y mostrarlos durante los rituales que simbolizaban la muerte y el renacimiento. Sí, hay cierto nexo común con Halloween y sus elementos característicos: esqueletos de papel maché y calaveras dulces el lugar de las famosas calabazas iluminadas, por ejemplo.

dia-de-los-muertos-mexico

Durante los días previos a la fecha las tiendas y los puestos de los mercados de todo el país se llenan de ataúdes en miniatura así como de calaveras y esqueletos hechos de chocolate y mazapán.

Siguiendo el sistema de creencias heredado de los aztecas, los mexicanos actuales creen que su muerte se esconde en el Mictlan, una especie de sala de espera espiritual, y que pueden regresar a sus hogares en esta época del año. Por eso unos días antes las familias inician los preparativos para ayudar a los espíritus a encontrar su camino a casa y darles la bienvenida. Altares con flores, recipientes con agua y pan de muerto les esperan al final de su viaje.

P1080578

El primer día, el Día de Angelitos (Día de los Angelitos), está dedicado a los niños muertos. Es cuando se colocan los juguetes en los altares. En el caso de los difuntos adultos, las mujeres  de cada casa preparan su comida favorita para que amigos y familiares disfruten en compañía de sus invitados de ultratumba.

La fiesta culmina con una visita al cementerio. Ahí es donde se nota más la influencia española en esta tradición: se limpian las tumbas y se adornan con flores y velas. En las casas, no faltan adornos de esqueletos, comidas familiares y música de mariachis.

Aunque el Día de los Muertos se celebraba tradicionalmente en el noveno mes del calendario solar mexica, a principios de agosto, los españoles cambiaron la fecha al 1 de noviembre esperando que los indígenas acabaran asimilándola a la del Día de Difuntos en España, algo que como vemos solo consiguieron a medias.

Fotos vía: radiomacondo.fm

Escrito por Daniel Terrasa el 20 octubre, 2013 | ningún comentario
Etiquetas: , , , , Viajes

Déjanos tu comentario