Viajes

El Nuevo Transiberiano: de Moscú a Beijing en cuatro días

China y Rusia van a estar más cerca y más conectadas que nunca una vez que se convierta en realidad el ambicioso proyecto del Nuevo Transiberiano, que permitirá viajar de Moscú a Beijing en solo cuatro días (en la actualidad el trayecto dura más de seis). La inversión es fabulosa y ronda los 200.000 millones de euros.
¿Cómo se reduce de manera tan drástica el tiempo del viaje entre ambas capitales? Hay dos explicaciones: en primer lugar la tecnología de los trenes de alta velocidad chinos (es el país con más líneas de este tipo) y por otro lado la modificación de la ruta, que actualmente pasa por Ulan Bator, capital de Mongolia, reduciendo la distancia en “solo” 7.000 kilómetros. Tampoco hay planes de que la nueva línea llegue hasta Vladivostok, clásica última parada del viejo Transiberiano.

A pesar de esta reducción, una vez acabada esta línea será la más larga de larga velocidad del mundo. Además de esto el Nuevo Transiberiano aspira a ser un poderoso símbolo de los lazos de unión entre Moscú y Beijing, cuya relación política hunde sus raíces que datan de la era soviética y que ha llevado a ambas potencias a votar juntos frecuentemente en el Consejo de Seguridad de la ONU.

Ahora los chinos venden trenes de alta velocidad a los rusos. El primero de ellos es el que se inauguró hace unos meses para cubrir la ruta Moscú-Kazan, cuyas vías servirán para la primera etapa del Nuevo Transiberiano hacie el Este.

Fotos vía: TASS

Escrito por Daniel Terrasa el 23 octubre, 2014 | ningún comentario
Etiquetas: , , , , , , Viajes

Déjanos tu comentario