• Sin categoría

    Divorce Hotel, divorciarse en un fin de semana

    La idea tiene su lógica: si las parejas eligen un hotel para celebrar su viaje de novios y su noche de bodas, ¿por qué no hacerlo cuando se trata de poner punto final a su matrimonio? Esa es la propuesta del Divorce Hotel, ideado por Jim Halfens, un avispado empresario holandés.

    Halfens ha creado un hotel que sirve para que parejas que ya han tomado la decisión firme de divorciarse puedan acabar con su matrimonio de la forma mas rápida, confortable y civilizada, además de con cierto estilo.

    El proceso dura un fin de semana: las parejas hacen el check in el viernes aun casadas y se marchan el domingo con los papeles del divorcio firmado después de un agradable week end.

    Eso sí, este divorcio a la holandesa no está al alcance de todo el mundo ya que el presupuesto asciende a unos 2.500 € por pareja e incluye la suite, una serie de lujos como spas y masajes y el apoyo de un equipo multidisciplinario formado por abogados, psicólogos y  el imprescindible notario que certificará el trámite de divorcio.

    Haciendo gala de un sentido del humor incuestionable, Halfens eligió el 14 de febrero (día de San Valentín) para poner en marcha su negocio. Los matrimonios que deseen divorciarse, una vez aprobada su solicitud, se alojan en uno de los varios hoteles de cinco estrellas con los que colabora la empresa Divorce Hotel. Las parejas duermen en habitaciones separadas aunque pueden tomar los desayunos y las comidas juntos si así lo desean.

    Parece que la idea tiene éxito en Holanda. ¿Lo acabaremos viendo también en nuestro país?

    Foto vía: travel.aol.co.uk

    Escrito por Daniel Terrasa el 8 junio, 2012 | ningún comentario
    , Sin categoría

    Déjanos tu comentario