• Viajes

    Cuevas de Avshalom en Israel, un paisaje de psicodelia

    Unos 10 kilómetros al oeste de Jerusalén se encuentran las Cuevas de Avshalom (también conocidas como las Cuevas de Soreq), una de las visitas más psicodélicas que podemos realizar en la región de Judea, en Israel. Más de cinco mil metros cuadrados de tesoros subterráneos, estalactitas imposibles y formas caprichosas. Una experiencia para los sentidos.

    Algunas de las estalactitas que cuelgan del techo de la cueva llegan a alcanzar una longitud de hasta cuatro metros de largo, y en algunos casos se fusionan con estalagmitas que crecen desde el suelo. Las visiones del visitante en esta caverna inmensa, entre la humedad del ambiente, el eco de sus pasos y los juegos de las sombras en las paredes, son mágicas y desconcertantes. La sensación es la de haber penetrado en un mundo misterioso lleno de maravillas.

    Otras formaciones de la cueva toman el aspecto de hojas y ramas de árboles, corales de colores o racimos de uva. Es como si la Naturaleza quisiera jugar a engañar nuestro ojo y divertirse sorprendiéndonos. Más impresionante resulta este paseo por el inframundo de Avshalom si tenemos en cuenta que la formación de estalactitas y estalagmitas requiere un constante y prolongado trabajo del agua sobre la piedra caliza a lo largo de cientos de milenios.

    La cueva fue descubierta accidentalmente en mayo del año 1968, cuando una explosión fortuita levantó una porción de tierra lo suficientemente grande como para poder asomarse a la cueva.

    Según los geólogos, la cueva Soreq se formó hace alrededor de 25 millones de años, después del plegamiento que originó la cadena montañosa de los Montes de Judea. Si viajas a Israel, es una visita impresionante llena de misterio. Y de psicodelia.

    Fotos vía:

    Escrito por Daniel Terrasa el 29 agosto, 2012 | ningún comentario
    Etiquetas: , , , , Viajes

    Déjanos tu comentario