Viajes

Azores, las últimas islas europeas en el Atlántico

Durante muchos años se creyó que no había nada más allá de las islas Azores, solo un océano interminable. Esta atmósfera de “fin del mundo” sigue viva en cierto modo hoy en este archipiélago portugués, y el viajero la percibe nada más llegar después de un vuelo de más de dos horas desde el aeropuerto de Lisboa. Estos paisajes bellos y salvajes, libres del turismo de masas, pertenecen a las últimas islas europeas en el Atlántico.

Azores es sobre todo un paraíso para los senderistas y los amantes de la naturaleza. De São Miguel a Flores, pasando porr Terceira y Pico, estas islas volcánicas rivalizan en belleza y espectacularidad, conservando cada un ade ellas su singularidad y carácter propio. Apenas encontramos playas de arena, aunque sí bosques frondosos llenos de flores y especies animales exóticas.

Visitas imprescindibles en las Azores

Una semana no basta para descubrir las maravillas de este archipiélago. Hace falta más tiempo para ir saltando de isla en isla y descubrir todos sus tesoros. Podemos empezar, eso sí, por Ponta Delgada, la ciudad más importante de la isla de Sâo Miguel, salpicada de bellos edificios barrocos. Desde allí podemos visitar Lagoa do Fogo, un sublime paraje verde y azul en el interior de la isla, y los lagos volcánicos conocidos como Sete Cidades. Unos 80 km al sur no sespera la pequeña isla de Santa Maria, donde están casi las únicas playas de arena dorada del archipiélago.

Angra do Heroismo es la capital de la isla Terceira, cuyo casco antiguo figura en la lista de Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. Es también un buen punto de partida desde donde zarpar hacia la vecina isla de Pico, dominada por un imponente volcán y llena de viñedos. En determinadas épocas del año sus costas son ideales para la observación de ballenas y otros grandes cetáceos. Lo mismo se puede decir de la cercana isla de Faial, cubierta de una espesa capa de vegetación y bien protegida por magníficos acantilados.

En el extremo más occidental nos aguardan las islas menos habitadas y solitarias: Corvo y Flores, donde reside la esencia más pura de las Azores.

Fotos vía: Visit Portugal

 

Escrito por Daniel Terrasa el 17 junio, 2016 | ningún comentario
Etiquetas: , , , Viajes

Déjanos tu comentario