• Viajes

    Ascot: carreras y sombreros

    El hipódromo más famoso del Reino Unido está en Ascot, aunque curiosamente su popularidad no se debe a las carreras de caballos sino al espectacular desfile de sombreros extravagantes que tiene lugar los días en que se celebran las carreras más importantes del año, en junio, donde asiste la Familia Real británica.

    La localidad de Ascot se sitúa en el condado de Berkshire, a unos 6 kilómetros del Palacio de Windsor. La presencia de la Reina de Inglaterra y su familia es el gran reclamo publicitario de estas carreras a las que no falla casi nadie de la jet set del país. Las gradas del recinto se convierten en un lugar en el que ver y dejarse ver, donde acuden hordas de fotógrafos y periodistas de la prensa rosa del país.

    Además de un punto de encuentro de la alta sociedad, Ascot es también un vistoso desfile de pamelas y sombreros cuyo diseño supone un formidable despliegue de imaginación. Son estas creaciones, a menudo exageradas y estrambóticas, las que hacen de las carreras en Ascot una colorida fiesta.

    Hay un dress code que se debe cumplir escrupulosamente para asistir a las carreras. Los caballeros deben vestir una camisa y corbata con una chaqueta o traje. No están permitidos los pantalones vaqueros azules, pantalones cortos, camisetas y ropa deportiva de ninguna clase.

    En cuanto a las damas, como se aprecia en las fotos, solo se exige vestido, el tema de la pamela o sombrero es opcional, aunque se ha convertido en una tradición. Una nueva norma para 2012 es que se prohiben los tocados: solo se admiten sombreros.

    Si deseas asistir a tan aristocrático evento durante tu estancia en Londres puedes llegar fácilmente a Ascot en tren. La estación se encuentra apenas a diez minutos a pie del hipódromo.

    Fotos via: theleadingevents.com, heart.co.uk

    Escrito por Daniel Terrasa el 21 enero, 2012 | 1 comentario
    Etiquetas: , , , , Viajes

    Kentucky Derby Day: un día en las carreras | 2 de junio de 2014 | 12:36 am

    […] los ingleses tienen Ascot, los estadounidenses pueden presumir de tener una fiesta que nada tiene que envidiarle: el Kentucky […]

    Déjanos tu comentario