• Viajes

    Bangor, el pequeño aeropuerto campeón en aterrizajes de emergencia

    Casi nadie sabría situar en el mapa la pequeña localidad de Bangor, en el estado de Maine, al noreste de Estados Unidos. Se trata de una pequeña y tranquila ciudad donde nunca pasa nada, excepto en su pequeño aeródromo, donde curiosamente se da una actividad fuera de lo normal. Algo que merece la pena explicar.

    Y es que el pequeño aeropuerto de Bangor, donde apenas operan tres compañías aéreas y la cifra de vuelos anuales es bastante baja, tiene el honor de poseer la pista donde más aterrizajes de emergencia se producen cada año. Nada menos que 1.170 aterrizajes de este tipo en los últimos once años. Todo un récord mundial.

    La mayoría de estos vuelos han sido desviados por dos motivos: en primer lugar la meteorología adversa, una circunstancia bastante frecuente en la región del Atlántico Norte y que entra dentro de los llamados “imponderables”, y en segundo lugar los problemas de combustible, lo cual sí es achacable a una mala organización de la aerolínea o a la negligencia de los pilotos.

    El resto de causas que han motivado aterrizajes de emergencia en este rincón apartado de Nueva Inglaterra son de lo más variado e incluyen casos donde se ha visto comprometida la seguridad a bordo. Afortunadamente casi siempre falsas alarmas.

    Las razones no importan: la pista de 3.400 metros del humilde aeropuerto de Bangor recibe con los brazos abiertos a todos esos aviones con problemas. Sí, el aeródromo es pequeño, pero tanto sus instalaciones como le personal que allí trabaja están perfectamente preparados para este tipo de situaciones.

    Fotos vía: El Mundo

    Escrito por Daniel Terrasa el 4 mayo, 2017 | ningún comentario
    Etiquetas: , , , , , , , Viajes

    Déjanos tu comentario